sec-corbata

La Vigil firmó el título de propiedad de su histórica biblioteca

En un emotivo acto las autoridades de La Vigil recibieron la escritura del histórico edificio de Alem y Gaboto. El que fuese sede de la mutual volvió a pertenecerle luego de un largo proceso de recuperación de la institución, que aún continúa. 

En la mesa de oradores que presidía el evento estuvieron sentados: Augusto Duri, uno de los socios fundadores, la intendenta Mónica Fein, la ministra de Educación Claudia Balagué y Celina Duri, hija de Augusto y presidenta de la institución.

Augusto Duri recordó los orígenes de la mutual, su esplendor y el triste proceso de desguace que sufrió. Pero se emocionó al constatar su resurgir y fue él quien, fiel a los orígenes de la Vigil, resaltó el rol de los socios para que esto sea posible: "Como ayer, son el motor de esta institución que resurge". 

Luego le tocó el turno a Balagué, quien destacó "la importancia de la tarea que realiza la Vigil, una tarea social y educativa que siempre desde este Ministerio recuperamos". En el edificio continúan funcionando la Escuela de Educación Media 338 Constancio Vigil y la Escuela Provincial de Cine y Televisión (EPCTV), que desde el 2013 le paga un alquiler a la mutual.

El momento de la firma de la escritura marcó la recuperación definitiva de una institución que hizo historia en la ciudad. 

Es que este proceso de recuperación inició en 2012 cuando la Legislatura provincial aprobó la ley 13.306 que establecía la restitución a la biblioteca de los bienes que en la liquidación iniciada en 1977 habían sido adquiridos por el Estado provincial. Todo avanzó al año siguiente y la biblioteca tomó posesión de hecho de los espacios, pero este miércoles lo hizo también de derecho.

Más allá de las buenas noticias, el acto no estuvo exento de reclamos. Fue la actual presidenta de la institución, Celina Duri, quien cuando le tocó su turno de hablar, remarcó la importancia de que el "Estado provincial se presente como querellante la causa Feced III, parada por segunda vez". En esa causa en se enmarcan los crímenes de lesa humanidad cometidos contra los socios fundadores entre otros hechos.

Luego se procedió a la firma de todas las partes y para cerrar el acto pasaron al frente un grupo de chicos, parte del taller literario que se brinda en la mutual, quienes leyeron algunos de sus poemas compilados en el libro Escritores Pequeños, grandes historias, editado también por  la mutual, dando muestras de un resurgir cargado de actividades y porvenir.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo